Consulta Regional de Abya Yala sobre Recomendación General de la CEDAW

A lo largo de una década, las Mujeres Indígenas, hemos gestado una estrategia con acciones locales, globales y regionales para acabar con las violencias que vivimos y así poner fin al racismo y discriminación. El pasado 19 y 20 de mayo en México se realizó la primera reunión regional entre expertas del Abya Yala, Integrantes de la CEDAW, ONU Mujeres, UNESCO y gobierno.
 

 

Consulta Regional para las Américas sobre el proyecto de Recomendación General de la CEDAW sobre los derechos de las mujeres y niñas indígenas. Tlaxcala, México,19-20 de mayo de 2022.

Más de 50 Mujeres Indígenas, pertenecientes a 42 pueblos originarios de 22 países, dialogamos sobre los retos que enfrentamos en nuestras comunidades. Y cómo la Recomendación 39 obligará a los 193 Estados miembros de Naciones Unidas a cerrar la brecha entre lo que está escrito en la Declaración Universal de los Derechos Humanos y las violaciones que vivimos en cada país. 

Gladys Acosta, Presidenta del Comité CEDAW

La Recomendación General nos da la esperanza que se cumpla la ley y garantiza mejores condiciones de vida para las niñas y jóvenes indígenas. Está siendo construida a través de consultas y diálogos que se han mantenido con Mujeres Indígenas diversas de diferentes partes del mundo, lo que enriquece esta herramienta estratégica, ya que amplía la visión de la Convención sobre la eliminación de todas formas de discriminación en contra de las mujeres. 

 

Teresa Zapeta, Directora Ejecutiva FIMI 

El próximo octubre del año en curso la Recomendación general 39 del Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW) será parida. 

Marion Bethel, Experta del Comité de la CEDAW

 

Mujeres Indígenas hacen oír su voz y presentan sus aportes a la próxima Recomendación Generan no. 39 de la CEDAW sobre los derechos de las Mujeres y Niñas Indígenas

17 de marzo 2022.- El día de hoy, en el marco de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer 66 (CSW66), se llevó a cabo el evento paralelo “Contribuciones hacia la próxima Recomendación General de la CEDAW sobre Mujeres y Niñas Indígenas”, copatrocinado por el Instituto Nacional de las Mujeres del Gobierno de México, el Foro Internacional de Mujeres Indígenas (FIMI) y ONU Mujeres.

Con el encuentro se impulsa el proceso de consulta para adoptar la Recomendación General de la CEDAW; así como el enfoque transversal de las políticas y programas de cambio climático, medio ambiente y reducción del riesgo de desastres para la implementación acelerada de la Declaración y Plataforma de Acción de Beijing y la implementación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible con perspectiva de género. 

El evento reunió a Mujeres Indígenas de diferentes partes del mundo quienes reflexionaron, desde su experiencia y cosmovisión, sobre cómo lograr que la Recomendación General se convierta en un instrumento efectivo para promover y proteger los derechos individuales y colectivos de las Mujeres Indígenas y contribuya al empoderamiento en sus comunidades y en la sociedad. De esta manera, se prevé que las discusiones derivadas de esta reflexión informarán la redacción de la Recomendación General y establecerán el tono y la aspiración para el próximo proceso de consulta. 

El evento inició con una ceremonia espiritual dirigida por Jandi Craig, Indígena Montaña Blanca Apache y Xicana, Defensora de Derechos Humanos, Becaria Indígena del ACNUDH y contó con la participación de Nadine Gasman, Presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres de México, (INMUJERES); Miriam Huacani, Viceministra de Igualdad de Oportunidades, Ministerio de Justicia y Transparencia Institucional del Estado Plurinacional, Bolivia; Maria Noel Vaeza, Directora Regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe; Belén Sanz, Representante de ONU Mujeres México; Tarcila Rivera Zea, Presidenta FIMI; Gladys Acosta, Presidenta del Comité de la CEDAW; Sara Mux Mux, Colectiva Ixpop, Guatemala; Faith Nataya Saningo, Centro de Recursos y Conocimiento Olorukoti, Kenia; Eleanor Dictaan-Bang-oa, Red de Mujeres Indígenas de Asia (AIWN), Filipinas y Teresa Zapeta, Directora Ejecutiva FIMI. La moderación del evento corrió a cargo de Elvira Pablo Antonio, Oficial de Políticas y Compromiso de Girls Not Brides para América Latina y el Caribe e integrante del antiguo Grupo de Trabajo de Juventudes Generación Igualdad.

En sus palabras, la Presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres del Gobierno de México, Nadine Gasman, señaló que México considera “imprescindible la adopción de la Recomendación General 39 sobre los derechos de las mujeres y niñas indígenas, que brinde una guía a los Estados sobre las medidas legislativas, políticas, sociales y culturales para garantizar la protección a sus derechos.” Además, la Presidenta Gasman añadió que “en México hemos seguido muy de cerca el proceso de elaboración de esta Recomendación General, buscamos priorizar las voces de las Mujeres y Niñas Indígenas como protagonistas y líderes dentro y fuera de sus comunidades”. 

Por su parte, la Representante de ONU Mujeres en México, Belén Sanz, reiteró que “desde ONU Mujeres y de la mano de la Oficina de la Alta Comisionada de Derechos Humanos, estaremos trabajando en apoyo a las consultas regionales, en particular la que se llevará a cabo en México en donde estamos seguras escucharemos voces diversas que nutrirán esta Recomendación General’. Igualmente, insistió en “la importancia de la dimensión individual y colectiva de los derechos de las Mujeres Indígenas, los derechos relacionados con los recursos naturales, el agua, el territorio y el derecho a la tierra y por su puesto la interrelación entre todos los derechos que ha de reconocer esta nueva Recomendación General”.

Tarcila Rivera Zea, Quechua de Perú, recordó que, “hemos iniciado el proceso por la recomendación general desde el 2004 durante el Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas, considerando que como mujeres y niñas tenemos especificidades por nuestro origen étnico y por la multidimensionalidad de las violencias”. Recalcó que “esperamos que esta recomendación general obligue ética, moral, políticamente a los Estados miembros y que las mujeres con discapacidades deben de estar presentes en la recomendación así como todas nuestras diversidades”.

De Guatemala, Sara Mux Mux, Maya Kaqchikel, destacó que esta recomendación será un instrumento clave porque contribuirá a la interpretación intercultural y descolonizadora de los derechos humanos; y exaltó que “los Estados podrán rendir cuentas y nos permitirá generar cambios frente a las desigualdades e invisibilización de nosotras como Mujeres Indígenas”. 

Faith Nataya Saningo, Masai de Kenia, expresó que esta Recomendación General implica justicia para diferentes comunidades, siendo “necesario el reconocimiento de los Pueblos Indígenas y la implementación de acciones concretas que salvaguarden nuestros derechos”.  En la misma línea, Eleanor Dictaan-Bang-oa, Kankanaey Igorot de Filipinas, reafirmó el urgente llamado a eliminar las causas de la explotación y discriminacion contra las Mujeres Indígenas, planteamientos entregado al Comité de CEDAW, y espera sean considerados de forma categórica. 

Teresa Zapeta Mendoza, Maya K’iche de Guatemala, reconoció las valiosas alianzas que se han dado para lograr una recomendación histórica y estratégica. Que signifique una reparación del colonialismo y desigualdades en las 7 regiones del mundo.  Anunció que, gracias al esfuerzo colectivo, será publicada el 25 de Marzo una página web que permitirá estar interconectadas y ampliar la información. Para finalizar mencionó extrañar las voces de los Estados en la reunión para dialogar; pues aún los Estados están lejos de los Pueblos Indígenas, y por ello deben de permanecer juntas, porque juntas son más fuertes.

Por su parte, Gabriel Muyuy Jacanamejoy, Secretario Técnico del Fondo para el desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y el Caribe (FILAC) expresó que la Recomendación General es un hito histórico no sólo en favor de las mujeres y las niñas indígenas sino para los derechos humanos de los pueblos indígenas de todo el mundo. “Como FILAC seguiremos trabajando en pro de la garantía de los derechos de las mujeres y niñas de nuestros pueblos indígenas.”

En su participación, Miriam Huacani, Viceministra de Igualdad de Oportunidades, Ministerio de Justicia y Transparencia Institucional del Estado Plurinacional, Bolivia, mencionó que es importante reconocer los desafíos pendientes, avanzar con la sociedad civil y los distintos órganos de gobierno. Además reconoció que la lucha contra la violencia debe ser encabezada desde los gobiernos. 

En sus palabras de cierre, la Directora Regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe, María Noel Vaeza, señaló que esta “Recomendación General debe exhortar a los Estados a considerar en sus leyes nacionales, presupuestarias y programáticas la acción por el pleno ejercicio de los derechos de las Mujeres Indígenas, considerando sus interseccionalidades y reconociendo sus aportes al desarrollo de los pueblos y a la conservación de nuestra gran casa común, el planeta tierra.”

Las preocupaciones sobre los derechos humanos de las Mujeres Indígenas han cobrado fuerza en los debates ambientales, culturales y de desarrollo internacionales. La Declaración de las Naciones Unidas sobre el Derecho de los Pueblos Indígenas, adoptada en 2007, establece los estándares internacionales y una guía crucial para construir sociedades que garanticen la plena igualdad y los derechos de los Pueblos Indígenas. 

Los derechos de las Mujeres Indígenas están protegidos por la Declaración Universal de Derechos Humanos y por los Pactos Internacionales y tratados posteriores de Derechos Humanos, los cuales Incluyen sexo y raza como categorías a considerar en la protección del derecho a la igualdad y la prohibición contra la discriminación. Sin embargo, la Convención para la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW) es el único instrumento internacional vinculante que protege específicamente los derechos de las mujeres, incluidas las Mujeres Indígenas. La próxima Recomendación General de la CEDAW es una oportunidad única para integrar las prioridades colectivas, la cosmovisión, las experiencias y las lecciones compartidas por parte de las Mujeres Indígenas para un cambio transformador y asegurar la preservación de las distintas culturas que representan la encarnación de su identidad, supervivencia y desarrollo.El evento puede verse en este link.